Antilla Tower_Mumbai


Luxury Architecture Design: El magnate hindú Muskesh Ambani, presidente de Industrias Reliance, la más grande compañía india en el sector privado, ha tenido la idea de construir una casa para su familia. Ambani quería que su casa, localizada en el corazón del Mumbai, reflejara el futuro de la construcción en India.

El diseño de la Residencia Antilla, fue mantenido en secreto incluso meses después de que la construcción comenzara. Ambani y su familia completa, hacen un total de 6 miembros, mientras que el personal que estará en el complejo, será de 600 personas.

La compañía de arquitectos Perkins & Will, diseñó esta torre de 27 niveles. Como la mayoría de los proyectos capitales en Mumbai, este edificio será un edificio jardín. El proyecto Antilla da un paso más allá. Está diseñado como la más alta y larga “pared viva” en el mundo, un jardín vertical que abarca todas las paredes del edificio escalando hasta el último piso. Dentro de la tradición local, un núcleo central, como una espina dorsal, es la fuente principal de apoyo del edificio. Los varios planos de piso abarcan una variedad de jardines, terrazas, cascadas, estanques, instalaciones recreacionales y áreas cerradas de estar que toman ventaja de las más populares vista de Mumbai y sus muelles.

La altura del edificio es significante: 173 m. Uno de los más altos edificios en Mumbai. Aunque tiene solamente 27 pisos, debido al diseño no estándar del edificio, usando la construcción india de 3,50 m. por planta, este tendrá la altura virtual de una torre de 50 pisos, y alcanzará una altura cerca de la de las Torres Twin Imperial.

La torre tendrá los primeros 6 niveles de parking para un promedio de 168 vehículos, muchos pisos de jardines solos, un par de plantas para entretenimiento incluyendo un gran teatro, 2 pisos de apartamentos para invitados, sala de cine para 50 personas, estudio de baile, candelabros de oro, jardines arbolados y varios pisos dedicados a cocina, lanvadería y otros servicios. Las oficinas corporativas de Reliance estarán en los niveles superiores, y la residencia privada de la familia Ambani sobre éstos. Tres helipuertos coronan la parte superior de la residencia unifamiliar.

Se estimó el presupuesto de ejecutar Antilla en unos de 70 millones de dólares, aunque el valor adquirido, de 1.000 millones de dólares, la convertirá en la residencia más cara del mundo. Todo, a menos de dos kilómetros de Dharavi, el mayor cinturón de miseria del mundo, donde vive hacinado un millón de personas, que se volvió mundialmente famoso por la oscarizada película Slumdog millionaire.

El 13 de octubre de 2010, Ambani anunció la finalización de la obra. Será inaugurada a fines de noviembre con una fiesta a la que asistirán sólo los invitados especiales del magnate indio.

Ostentación, lujo, sostenibilidad, …, qué más se le puede pedir a una residencia, ¿verdad? Vosotros opinaréis qué os parecería vivir o convivir con una residencia de extremas proporciones y excesos como esta.

  

Anuncios

About this entry